Señor Ostrander ... tápese los ojos

Suicide Squad (2016)  
Dir: David Ayer
por MartiRamundo
Aquí estoy,otra vez frente a la pantalla ante una nueva película Warner-DC.  Luego de desilusionarme bastante con la última del azuloso boy scout junto a su amigo murciélago, decido enfrentarme a una nueva entrega.
Primero de todo, recordemos para algún despistado que Escuadrón Suicida es el título de un comic homónimo de la gigante editorial estadounidense DC Comics.  En el mismo, se encuentra un grupo de villanos semi recuperados el cuál por medio de una negociación, prestan servicio para el gobierno de los EEUU, con la promesa de una reducción de condena.
Hasta acá, la introducción básica del comic.
Ahora vayamos a la pantalla grande.
¿Se podría decir que esta película es la contrapartida del éxito marvelianoGuardians of theGalaxy 2014? Sí, en un punto podría serlo.  Seres renegados, algún que otro malo pero no tan malo, que trabajan juntos en una buena causa, salvo que este grupo es algo más terrenal.
El mundo cambió.Desde la llegada de Superman, el gobierno que lo controla todo, o que intenta controlarlo se ve superado.  Ante esta superación, surge una incógnita: ¿Y si el próximo “Superman” no es tan bueno como el anterior?
Por esto, la asesora gubernamental Amanda Waller convence al Pentágono para armar un grupo de metahumanos o personas con capacidades de combate superiores que respondan a sus encomiendas.  Y qué mejor si este grupo no tiene buenos principios y buena moral como para poder hacer el trabajo sucio que los superhéroes no quieren hacer.
Así es que reclutan a un experto tirador asesino enemigo de Batman llamado Deadshot (Will Smith), a un lanzador de boomerangs y ladrón de bancos australiano (Jai Courtney), a un pirómano controlador del fuego como El Diablo (Jay Hernández), a una bestia mitad hombre mitad cocodrillo como KillerCroc (AdewaleAkinnuoye-Agbaje)  y a la bella pero desquiciada Harley Queen (Margot Robbie).
Además aparece una entidad de otra dimensión llamada TheEnchantress (Cara Delevingne), que poseyendo el cuerpo de una simple mortal arqueóloga, vuelve a este plano terrenal.  Me centro en estos personajes ya que son los más relevantes.
El meollo del conflicto arranca cuando esta entidad-persona se sale del control de la señora Amanda e intenta conquistar el mundo cuál espectro paranormal digno de las películas Ghostbuster1984 y Ghostbuster II 1989.
En todo este asunto, aparece el payaso del crimen ya famosamente conocido como el Joker (Jared Letto) para rescatar a Harley y de paso, generar todo el caos posible.
Unos malos muy buenudos
Creo que el punto fuerte son algunas interpretaciones, como la de Will Smith, que hace más de lo que nos tiene acostumbrados (veáse el protagónico en I am Legend 2007, veáse también al policía descreído de I, Robot 2004, y por qué no un poco al papá desesperado de ThePursuit of Happyness 2006), pero que en definitiva termina cumpliendo como siempre.
Otro buen punto es Margot Robbie, explorando el personaje de Harley Queen, esa hermosa psiquiatra que se enamora en la cárcel de su paciente Joker, se convierte en su secuaz más fiel, y que éste la manipula hasta el punto de maltratarla en ciertas ocasiones. El personaje tiene frescura, locura, sexualidad y hasta un poco de inocencia.
Ahora detengámonos en Jared Letto.  Hubo mucho trabajo de marketing previo hasta del mismo actor, para mostrarnos un Joker en todo su esplendor.  Se inundó redes sociales, hizo declaraciones por doquier, hasta se filtraron por la prensa las bromas de mal gusto del actor para sus compañeros del set.  Todo muy lindo, pero su interpretación en mi opinión dejó bastante que desear.  Uno de los errores a mi entender es la utilización de una estética de gánster latino el cuál no convence y no tiene relación con la psicopatía del personaje (se dice que en esto también estuvo la mano del director David Ayer).
El Joker es un psicópata asesino, despiadado, que se inspira en la imagen de un payaso para realizar su móvil criminal, no un líder de una mara mexicana.  De más está decir que la risa no es para nada inquietante, es más, llega a ser insoportable por momentos.
A su vez, el resto de la pandilla tiene interpretaciones correctas, El Diablo es importante por la magnitud de su poder, el Capitán Boomerang tiene una personalidad perversa, manipuladora, pero  que va creciendo a lo largo del desarrollo de la trama.  También tenemos la interpretación del actor Joel Kinnaman, como Rick Flag, un soldado estadounidense elite quien junto a Katana (Karen Fukuhara) se encargan de guiar al Escuadrón y a su vez, controlar a todos sus miembros.
La idea del film es sencilla, debería haber sido más simple en algunos aspectos, pero a veces la trama se pierde en caminos los cuales son predecibles o en todo caso, incomprensibles.
Los integrantes del equipo, por un momento no saben a dónde se dirigen (lo mismo el espectador) y de repente están enfrentando una villana y a su hermano de poderes sobrenaturales, el cuál destruyen con una bomba.  ¿Una bomba? Sí, como han leído.
Las escenas donde aparecen nuestros héroes de la JLA, Batman y Flash están bastante bien, sobretodo la efímera pero efectiva primera muestra del corredor escarlata.  Pulgar hacia arriba.
Como aclaré anteriormente sobrealgunasimilitud de esta película con la de Marvel, hay que agregarle también la utilización de la banda sonora como acompañamiento en muchas de las escenas.  Recurso muy bueno, sobre todo porque usan temas emblemáticos clásicos como SympathyfortheDevil – TheRollingStones y el cover de BohemianRhapsody–Queen, por citar algunos.
El resto de los temas del soundtrack son muy destacables, como el tema oficial Heathens - Twentyonepilots y otros como Suckerforpain- Lil Wayne, WizKhalifa&ImageDragon, o PurpleLamborghini-Skrillex& Rick Ross.
 

En definitiva, la película intenta ampliar el universo DC en el cine, y presentar nuevos personajes que tendrán más relevancia en las películas por venir.  Cumple para entretener, disfrutar de buenas imágenes y escuchar buena música.  Por lo pronto, no le pidan más.

Recomendaciones comiqueriles

Starman Pecados del Padre
Editorial: DC comics
Guión: James Robinson
Dibujo: Tony Harris
Recomdación por Lucas
Si me preguntan que cómic recomiendo de DC el primero que se me ocurre es este.
No tiene de protagonista a ningún miembro de la Liga de la Justicia (aunque hay un par de personajes dando vueltas por ahí) pero es la encarnación de lo que ES y DEBE ser el Universo DC, ese ser vivo que respira y se expande más allá de sus creadores (según el gurú Grant Morrison).
Esta serie nace increíblemente de las entrañas del evente Zero Hour, que se realizó para celebrar los veinte años de la Crisis del 85, y se utilizo para lanzar varias colecciones nuevas entre las que estaba las que nos ocupa.
La excusa era que el Existente (Hank Hall) le daba una paliza a la Sociedad de la Justicia y los revertía a su edad original, de esta manera Ted Knight envejecía varias décadas de golpe y le pasaba el testigo a su hijo David (todo esto contado en Hora Zero).
Ahí arranca la serie y la primer saga de la que me ocupo en las primeras páginas David es corrido de escena y el que debe tomar el cetro de Starman y defender Opal City es Jack Knight un gran personaje basado físicamente en Tony Harris y en personalidad en James Robinson que es un coleccionista compulsivo en la vida real. 
¿Vieron ese programa Cazadores de tesoros que dan por History? Bueno Jack Knight es exactamente eso además de ser un superhéroe.
O aprender porque de aborrecer el camino tomado  por su padre y hermano mayor a lo largo de la serie va a crecer (a los golpes) y va a terminar entendiendo y apreciando a esos tipos que dejaban todo para ponerse los calzoncillos por afuera y defender al inocente. 
Otra cosa apasionante es la continuidad, esta serie es un mapamundi del Universo DC, pasado presente y futuro, es imposible no amar a la compleja continuidad de esta editorial de más de ocho décadas de existencia luego de leer esta serie completa. 
Robinson toma un personaje que no era más que un traje colorinche y una aleta en la cabeza y lo expande, le da una mitología lo hace absolutamente interesante y vital para ese universo que comparte (sino investiguen como el Jor-El de John Byrne consiguió las cartas de navegación a la Tierra). Lástima que el Didionato literalmente violo, destrozo y borro a casi todos los conceptos planteados en esta serie.
Me extendí mucho pero imposible no hacerlo con esta serie trascendental tal vez la mejor jamás publicada por la editorial en toda su larga existencia.

Inception a la italiana

EL NOMBRE DE LA ROSA (publicada en 1980)
 De Umberto Eco
Artículo de opinión por Lucas
El maldito se viste de gala para hablar de este libro que figura entre los más famosos y eruditos de la década del ochenta.
En lo personal me gusto, pero me costó su lectura porque el laburo de Eco es pesado, profundo y está lleno de recovecos y desviaciones como si se tratara de un verdadero laberinto.
La novela tiene varios niveles de interpretación como si se tratara de la película “Inception” y cada nivel es más difícil que el anterior.
En la superficie nos encontramos con un “misterio de cuarto cerrado” en plena edad media, precisamente en 1327.
El cuarto cerrado sería una biblioteca que se encuentra en el medio de una abadía recostada sobre una montaña y amurallada como un castillo.
Y por si fuera poco en su interior hay un laberinto plagado de trampas y desafíos que le harían agua la boca a Indiana Jones.
Pero como todo caso de cuarto cerrado tenemos un detective analítico y el mismo es el fray Guillermo de Baskerville, verdadera extrapolación de Sherlock Holmes en el  Medioevo.
El personajes es inglés, su apellido es un homenaje a la historia más famosa del detective victoriano “El sabueso de los Baskerville” y hace deducciones aplicando el método científico mucho tiempo antes de que fuera propiamente conocido como tal.
También es de hacer notar que algunos de los diálogos y deducciones que hace Guillermo están “inspirados” en los que escribía Arthur Conan Doyle.
Pero también es interesante que Eco se planteara:
¿Qué hubiera hecho un tipo como Holmes en el oscurantismo?
¿Cómo desarrollar un personaje que necesita la capacidad de desarrollo analítico de Sherlock en pleno oscurantismo?
Eco lo resuelvo convirtiéndolo en monje  porque estos eran los únicos que recibían formación académica e intentaría acceder al conocimiento que la iglesia tenía celosamente recopilado en los monasterios.
También le da un costado muy interesante al personaje al hacerlo un ex inquisidor que se plantea constantemente el papel de dicha institución dentro de la Iglesia.
El otro personaje que es parte del mecanismo de las historias de detectives que creó Edgar Allan Poe es el novicio Adso de Melk, que cumple la función del Doctor John B. Watson en la serie de Holmes y sirve de narrador de la historia.
El “narrador” en las historias de detectives clásicas no solo era parte del engranaje sino que era una herramienta para dosificar la información que se le otorgaba al lector.
Jorge Luis Borges decía sobre esto que el narrador bien podía mentir o despistar para lograr que el lector no adivine el desenlace antes de que lo haga el detective protagonista de la novela.
Esta parte del relato de Eco  funciona como historia del género de “detective análitico” más precisamente de su subgénero de “misterio de cuarto cerrado” con Guillermo y Adso correteando por el monasterio, interrogando clérigos, descubriendo asesinatos e internándose en laberintos medievales.
Estas cualidades de la novela hicieron que Dino de Laurentis compre la novela y la adapte en el año 1986 con Jean-Jacques Annaud con Sean Connery poniendo la cara de Guillermo de Baskerville.
Pero el segundo nivel de lectura de este relato, como si esto fuera la película “Inception” repetimos, es el de una novela histórica ya que los aberrantes asesinatos que debe resolver Guillermo de Baskerville se dan en la previa de un encuentro muy tenso entre los enviados del papa Juan XXIII, que casualmente es la  inquisición,  y los franciscanos.
Es decir que la historia tiene todo un trasfondo de thriller político que puede ser de difícil seguimiento porque no solo se referencian hechos reales sino que intervienen personajes históricos.
Hoy uno entra en la wikipedia por el celular imaginen a los lectores de los ochentas o primeros noventas que tenían que ir a agarrar una enciclopedia para entender varios puntos de la novela.
Y el tercer nivel de la historia es aún más complejo, ya que ahí es donde la novela se convierte en un debate filosófico verdadero foco del thriller político-histórico que sirve de telón de fondo a las correrías de Guillermo y Adso.
Los franciscanos sostenían que Cristo era y elegía ser pobre y aborrecía las pertenencias materiales, obviamente eso los convertía en parias y revolucionarios para el Vaticano que estaba amasando cada vez más poder y riquezas ahora que el Imperio Romano de Occidente había caído.
Pero también hay otra discusión de fondo que se lleva adelante en varios pasajes de la novela que tiene que ver con el hecho de si en la Biblia se mostraba a Cristo sonriendo,  es decir si la risa es pecado o no.
Estos debates en los que Guillermo encarna los pensamientos de Eco, siendo la mirada más secular y analítica de todas las presentadas son narrados por el autor de la manera más hermética posible con largas parrafadas en latín y citando libros y tratados reales sobre el tema.
Si el costado histórico y político de la obra ya es pesado de por sí ni les cuento de este filosófico.
Es decir que la novela plantea varios debates filosóficos que llevan a un conflicto político que se adivina bastante sangriento y que sirven de telón para las aventuras de Guillermo y Adso en la abadía.
Por último mencionaré la conexión de la novela con Argentina: en el prólogo el autor menciona que encuentra el manuscrito que ficcionalmente le sirve como base de la novela en una casa de saldo de la Avenida Corrientes.
Pero además uno de los frailes parte del elenco coral de la novela es ciego, hispano y le encanta merodear por la biblioteca … y se llama Jorge de Burgos.
Novela larga y espesa, con varios niveles de lectura como dije que se disfruta más si uno vio la película de Connery una versión abreviada que sirve de guía.
Un libro  que vale la pena ya sea internándose en esa laberíntica biblioteca o descubriendo quienes y que pensaban los personajes históricos que corretean, viven y respiran en la obra.
A leer que se acaba el mundo.

LAS CAZAFANTASMAS (2016)

HASTA LAS TETAS- Por Ted (equipo de protones) Kord.
Mucho se puteó, mucho se bardeó ¿pero alguien la vio?, hoy en maldito cerrado nos remangamos el pantalón y chapoteamos en ectoplasma para tratar de sacar el ecto-1 del  empantanamiento y la remake.
Aprovechando la piratería y las redes P2P me tire el finde a ver The Ghostbusters 2016, o mejor conocida vulgarmente como las " Cazafantasmas" ya que cuatro chicas toman el rol de Venkman y la pandilla Cazafantasma recordada por todos, en una remake medio pelo, divertida pero que seguramente muchos odiaran. Vamos a aclarar bien que esto es una Remake, un nuevo punto de partida para la franquicia, no es una continuación de las pelis del 84’ y 89’.
 La historia trata sobre Erin Gilbert y Abby Yates, dos amigas que en sus años de facultad habían escrito un libro sobre el mundo de los espíritus chocarreros, pero con el tiempo se separaron y mientras una siguió una carrera profesional, la otra continuo investigando sobre el mundo espectral junto a Holtzmann,  una delirante ingeniera que inventa todo tipo de chiches para comprobar la existencia de los fantasmas. 
La cuestión es que son convocadas (gracias al libro que escribieron sobre el tema) a una mansión en New York que supuestamente esta embrujada y allí las dos amigas, junto con Holtzmann y sus aparatemos trataran de filmar y evidenciar la existencia del fantasma. Video de youtube mediante nadie les cree, así que deciden probar un equipo experimental para atrapar al Fantasma y demostrar que no son un "fake". Así las 3 chicas terminaran en el subte junto a Patty Tolan, mujer (como de 3 metros) que labura ahí y vio una aparición fantasmal en las vías.  Pero por cada fantasma que intentan cazar encuentran un rudimentario aparato que parece invocar al espectro y dejar colgada la pregunta de ¿quién está trayendo los muertos a este plano, y porque?.
Hasta acá la sinopsis, que como ven varia bastante de la original. Ahora vamos a lo bueno y lo malo de la peli y para finalizar hacemos una comparación con la peli del 84.
 Lo Bueno: El cast de las chicas, todas son bastante graciosas y tienen diálogos rápidos e ingeniosos al estilo sitcom de canal Sony, esto a mi parecer es lo que hace llevadera y divertida la peli. También tenemos al personaje de Chris Hemsworth (Odinson para los amigos) que hace del secretario bonachón pero con pocas luces (todas quemadas dirá yo) que le pone onda y gracia a muchas situaciones. 
Me gusto que la historia y móvil para formar el equipo es bastante diferente la original, ya que ver casi lo mismo pero con féminas carecería de gracia. También está bueno que hay cameos de todos los actores originales a lo largo de la peli, menos  Rick Moranis que no realiza nada desde hace casi 10 años para la tele o el cine.
Ahora agarramos el garrote y vamos por los palos.
Lo malo: El villano y móvil de este es bastante pelotudo, flojea mucho por ahí. En la uno teníamos un mega-dios babilónico y en la dos un déspota sanguinario, mientras que acá es un gil al que le hacían Bulling.
Los efectos totalmente realizados para el 3D son chotisimos, el director se copó con el color fluo más que Schumacher en “Batman Forever” y le dio rosca, o sea que los fantasmas no asustan ni un poquito y son absolutamente chillones.
El final es espectacular al pedo (como toda peli hoy día), grita "fondo verde" por todas partes y zafamos de pedo que sea un musical.
El cameo de los originales es tan efímero y esta tan alejado de sus contrapartes ochentosas que sentís bastante estafado.
Con la original mejor no compararla, pero es imposible no hacerlo, así que comparemos…
Acá las 4 chicas son marginadas sociales que el gobierno de NY las muestra como un Fraude para que no cunda el pánico y nadie les cree. En la cinta del 84’ los Cazafantasmas eran un equipo de "científicos locos"
que ponen un negocio de exterminadores y desde el vamos la ciudad los ama. 
A todos les hubiera cerrado más si la peli habría sido una continuación con Ray y Peter avalando el equipo, pero claro ahí ya necesitaban cambiar el guion completamente ya que esta nueva adaptación se centra en la nueva forma de crear el grupo. No hubiera sido muy difícil realizar Ghostbusters 3, con el misto staff, solamente tendríamos que apuntar a la serie animada Extreme Ghostbusters del 1997 y el guion sale solo.
No sé bien como venía la mano con los actores originales para volver a usar a los viejos personajes, tal vez Lucas en comentarios pueda aclararme el panorama. Pero el director original Ivan Reitman  está involucrado como productor.
Particularmente la peli no me pareció tan mala como esperaba, tal vez porque Hollywood sodomizo tantos films de mi infancia que ya todo me chupa un huevo, o puede ser que el carisma de las protagonistas y la esencia de los Cazafantasmas lograron sacarme una sonrisa y alguna carcajada.
Dale una oportunidad online o al Torrent y después me contas, total... una hora y media pasa rápido y la peli original seguro ya la tenes en tu videoteca.
Ectoplasmicos y cerrados saludos.


Kubo y la búsqueda del samurai

Por Huguito.

“Si van a parpadear, háganlo ahora” es todo lo que tiene para decir el relato de arranque para que esa ola gigantesca que amenaza con tragarse al bote donde viajan una mujer y su bebé, nos arrastre a nosotros en esta historia mágica, por donde se la mire. Y así como Kubo le pide al espectador que aproveche a parpadear antes que arranque, este humilde blogero les pide que aprovechen y la vayan a ver, aunque es altamente probable que para cuando salga esta reseña ya la hayan sacado de cartel, por la saturación de películas que hay en el cine. Pensar que Mi papá es un gato (una película malísima para chicos, ponele) sigue estando en cartel en más horarios genera bronca y no haber podido verla en 3D porque esa versión estuvo solamente una semana en cartel mucho más.
Esta JOYA, así, con mayúsculas bien marcadas, del Estudio Laika (Coraline, ParaNorman, El Cadáver de la Novia, Los Boxtrolls) nos sumerge, desde la estética sin igual del stop motion y desde la narrativa, en un viaje de poco más de hora y media donde los sentidos no dan crédito a lo que pasa en pantalla. Decir magia es faltarle el respeto al soberbio trabajo de animación que llevan a cabo los muchachos del estudio que lleva 10 años de laburos soberbios en un arte en extinción. Porque sí, eso que usted ve volando, esos monstruos gigantes, esa aldea japonesa maravillosa, son todas maquetas que toman vida, y cómo.
Kubo es un chico tuerto que vive con su madre (catatónica de día, vivaz de noche) en una cueva y se gana la vida contando relatos en la aldea, acompañado por su shamizen (una especie de guitarra japonesa, pero de tres cuerdas) y sus origami, que cobran vida cada vez que la música empieza a sonar, lo que hace que todo el pueble siga la historia de un samurai en la búsqueda de la armadura mágica, historia que nunca llega a su final, porque el relator debe irse. Porque Kubo debe volver a su casa para el anochecer, que es cuando su madre despierta, auque principalmente porque es en la oscuridad de la noche donde su vida corre peligro.
Así sucede una noche, cuando Kubo, participando del ritual de memoria a los muertos de la aldea, se retrasa y al caer la noche, también lo hacen sus tías, las que vienen a reclamarle lo que no pudieron quitarle antes, su otro ojo. Y cuando las nubes oscuras que lo persiguen copan todo el pueblo, llega su madre al rescate y le dice a Kubo que la leyenda que contaba, la de la armadura mágica, era real, y que debía buscarla si quería sobrevivir a la furia de sus tías y de su abuelo. Y así, el chico, con la ayuda de una mona enviada por su madre y de un samurai condenado a vivir en el cuerpo de un escarabajo y sin recuerdos, emprende ese viaje en busca de los tres elementos (La espada irrompible, el peto dorado y el casco del Sol) para poder combatir a su familia malvada.
Sé que el llamado “Camino del héroe” es un recurso ultra trillado pero en este caso se vuelve un recurso más que la base misma del relato, porque hilando fino la cosa va por otro lado. Porque Kubo no necesariamente crece como héroe durante el relato, él ya era un héroe mucho antes, como bien se lo dice la mona en esa cena maravillosa, porque la película si bien acá le pusieron “Kubo y la búsqueda samurai”, su título original es “Kubo y las dos cuerdas”. Es verdad que el primero puede enganchar más que el segundo, pero lo real es que el personaje nunca busca ser un samurai, sino que la magia reside en saber a qué hace referencia esas dos cuerdas, se los dejo a ustedes.
La habilidad del director Travis Knight de conjugar en igual forma la animación stop motion con animación 3D es soberbia, llevando en algunos momentos a dudar si se trata de una o de otra y si lo que estamos viendo es algo que va más allá de cualquiera de esas técnicas. Cada cuadro es, precisamente, un cuadro que uno quisiera tener colgado en la pared del living, desde las figuras de origami hasta el gigantesco esqueleto que protege a la Espada Irrompible, todo está hecho con un cuidado y un respeto por el espectador sublime, nada está puesto ahí para rellenar. Estamos acostumbrados a que, en los relatos de este tipo, haya personajes graciosos o de relleno, acá son pocos y todos aportan lo suyo para sumar a la historia, no para desviar la atención o sumar minutos, lo que los hace tan reales y tan cercanos.
Quizá por hechos que me tocaron vivir de manera personal en el último tiempo, la moraleja final me pegó como pocas lo hicieron en una sala de cine, pero creo que a más de uno le va a llegar de la misma forma, porque el camino de Kubo no era el de ser un samurai sino otra cosa y cuando lo logra, cuando finalmente vemos su deseo plasmado, es inevitable emocionarse. Insisto, viendo la calidad de películas que se proyectan en otras salas, saber que esta película a duras penas duró 15 días en cartel es casi criminal. Ni hablar de que es nominable al Oscar, como lo fueron los anteriores trabajos de Laika, pero sin lugar a dudas es la mejor película animada que se estrenó en el el año (por lo menos a mi entender) y merece la estatuilla dorada del primer al último fotograma.
Y qué decir de lo último: Los créditos finales son para sentarse y disfrutarlos, no solamente por las imágenes y por el video del making off que muestran cómo se hizo una de las mejores escenas de la pel sino por la hermosísima versión del tema de los Beattles (Técnicamente es de Harrison, pero se publicó en un disco de la banda) “While my guitar gentil weeps” en la voz de Regina Spector. Les dejo el video pero sinceramente espero que tengan la oportunidad de disfrutarlo en la sala del cine
Por eso, si tiene la oportunidad, escasa pero oportunidad al fin, de ir a verla al cine, no lo duden ni un segundo. Sino esperen a que salga una versión decente y hagan lo que les dice Kubo, pestañeen antes porque vale la pena cada segundo de esta mágica aventura.
Cerrados Saludos!

Para Abril, esa luz que nunca va a dejar de iluminarnos

IRREDEMABLE

Reseña por Mark Shaw
Cada cierto tiempo ocurre. Me replanteo si ya no estoy muy grande para seguir leyendo tebeos, si debería solo concentrarme en los libros. Si ya está todo inventado. Y, también cada cierto tiempo, cuando esas dudas me asaltan, aparece ante mis narices obras tan frescas, originales y adictivas que me hacen olvidar esas estúpidas inseguridades. La obra que en esta oportunidad provocó mi redención, haciendo que los comics vuelvan a engancharme con fuerza arrolladora, golpeándome a la cara con diversión y devoción fue Irredemable, de Mark Waid.
La premisa es simple: ¿Qué pasaría si el superhéroe más poderoso del mundo un día no soporta más las presiones y traumas a los que se enfrenta y se convierte en el peor villano de la historia?


No soy muy seguidor de Mark Waid, pero la sola lectura del número uno me atrapó con fuerza. ¡Es tan genial que no puedes parar de leer! Por más que la premisa sea criticada por algunos sectores y tildada de tópica, nunca antes vi un personaje que empezara su carrera como superhéroe y acabase como villano por un desequilibrio (¿emocional?). Hal Hordan quizás, aunque más tarde le echaron la culpa a cierto bicho (Paralax). En Rising Star también ocurrió un fenómeno parecido con Flagg o Patriot, pero allí se trataba de manipulación mental. Esta vez no sabemos de entrada por dónde irán los tiros, y eso engancha. La sola presencia de El Plutoniano (nombre del “héroe” protagonista) ya te causa temor. Es que Waid eligió muy apropiadamente las primeras escenas de su obra. Si este tipo no tiene prejuicios ni remordimientos a la hora de asesinar a una madre y a su bebé, entonces...no hay límite para su maldad. A diferencia de Empire (otra de la obras de Waid en la que el protagonista es un villano: Golgoth), acá podemos disfrutar del trabajo peligroso y clandestino de la resistencia. Algo así como la Liga de la justicia contra Superman, pero con la diferencia de que no hay un Batman, un Flash o una Wonder Woman entre sus filas. Francamente la resistencia se ve débil (en un primer vistazo), y creo que ahí esta justamente la gracia. ¿Cómo vencer a un Dios? Un dios del que casi no sabemos nada al comenzar la historia. Ni siquiera si es humano o un alien.
La idea de un Superman totalmente corrompido, conocedor de todos los secretos, guaridas y parientes de sus compañeros, es abrumadora. El temor con el que viven sus ex compañeros superhéroes es casi palpable: "Qubit, él viene por nosotros y estamos corriendo contra el reloj. ¿Por qué nos mantuvo con vida hasta ahora?" "No lo sé, simplemente no lo sé". Waid lleva la definición de "cliffhanger" a su máxima expresión. Los episodios transcurren con una fluidez y una velocidad tal que leer esta serie en revistitas habrá sido terriblemente estresante. El final de cada nro llega demasiado pronto y te deja con unas ganas de seguir leyendo que no te contienes. Una de las primeras teorías que surgen de la lectura de Irredemable es que era Modeus (el villano principal de ese mundo, un archienemigo tipo Lex Luthor) se había apropiado del cuerpo del Plutoniano, aunque reconozco que era una salida un tanto simplona para una serie tan magnífica como esta. El grupo El Paradigma, al que anteriormente pertenecía El Plutoniano, parece estar formado por unos debiluchos en comparación, y no podemos imaginar cómo harán para detener la terrible amenaza que supone su ex-colega. Aunque con el correr de los números vemos que no eran tan debiluchos, o bien, que Waid se dio cuenta que si no los enriquecía y potenciaba, la serie no avanzaría. En varios momentos de la lectura sentí que Mark escribía sobre la marcha, sin una idea clara de hacia dónde conducir la trama.
El dibujante de la mayoría de los números es Peter Krause, un artista con graves falencias, que casi no dibuja fondos, pero tiene la suerte de estar acompañando una historia tan potente, terrible y adictiva que casi le perdonamos todo.
Son muchas las escenas de violencia cruda y dura que tiene este comic, pero la de la pág. final del octavo episodio es una de las más fuertes. Por más que la lectura sea ágil y rápida, no debe uno caer en el error de pensar que no pasa nada en cada episodio. Hay cantidad de detalles e ideas que destacar: ¿hay algo más cool que tener tu guarida en el corazón de un  volcán?, o basta con ver la forma en que acabó con los últimos supervillanos que quedaban en aquel mundo. Con Irredemable Waid legitima su carnet de excelente guionista, y eso que yo soy de los que le tenían idea, ya que su Flash, tan alabado, a mí se me antoja más bien flojo, y más aun si lo comparamos con todo lo escrito por Geoff Johns para el velocista. Waid mezquina los datos sobre el pasado del héroe, pero en pequeños y furtivos flashbacks vemos que ya de niño tenía sus poderes…y su psique desequilibrada. Cuando uno comienza a leer la serie cree que hubo un hecho puntual  que cambió al héroe en villano. Eso es lo que nos quiere hacer creer su escritor. Pero a medida que leemos, comprobamos que fueron pequeños factores aunados los que llevaron a la ya de por sí frágil mente del Plutoniano, a convertirse en esa máquina exterminadora.
Por otro lado, más superfluo, el diseño de los trajes del protagonista son maravillosos, tanto el blanco que usaba en su etapa "good boy" como el rojo carmín de su etapa "bad boy". Buenos y simples diseños.
A destacar el episodio en el que El Plutoniano se presenta ante la ONU; verdaderamente sádico...de una crueldad inconcebible. Este ejercicio de sadismo parece responder la pregunta que los miembros de El Paradigma se hacían en ese mismo episodio: ¿Por qué aun no nos mató? Pues es fácil, para seguir jugando con ellos. Me gusta como Waid hace que odiemos a este pseudo Superman. Desgraciadamente, lo adulto que demuestra ser por un lado, lo pierde con estupideces como ir a buscar queso a otra dimensión (con lo peligroso que puede ser para la coherencia interna de una serie el abrir portales a otras realidades) o proponer un virus sónico alienígena que destruye el tejido vivo, pero… ¡a la vez anima los esqueletos! (?), eso es un exceso cinematográfico que no aportaba nada más que ridiculez. Seguro que podría habérsele ocurrido algo mejor.
Para algunos, la premisa les parecerá súper tópica, y poco original. Yo creo que lo original es lo mucho que Waid profundizó en ella, mostrándonos al detalle cual fue la serie de eventos que provocaron el cambio. El pasaje de héroe a villano, no es nuevo, por mencionar algunos ejemplos lo vimos en una saga de Superman (inédita en Zinco pero publicada por Vid) llamada Cristal Rojo escrita nada menos que por James Hudnall, o lo que vivió Hal Jordan en Twilight, o más recientemente en Daredevil, cuando tomó control de NY con su ejército ninja, aunque en este caso no podemos decir que Matt se haya convertido en "villano", solo tenía una visión distorsionada del asunto.
Los relatos de la infancia de Tony nos muestran que el chico no era tan normal como pensábamos.
En el undécimo número Waid responde la pregunta de cómo un superhombre puede tener sexo con una simple humana, un recurso plausible, que incluso se podría adaptar a Superman.
Más allá de tratarse de una serie de superhéroes, las emociones están siempre presentes. La crueldad que nos muestra el Nº 12, cuando Plutonian visita a sus hermanos adoptivos, esos que cuidaban a su hermano especial y tenían temor hasta de hablar, es impensable. No sabía que Mark podía llegar a estos extremos. Imposible dejar de leer, y de no odiar al Plutonian aunque cada vez es más claro que su desequilibrio emocional ya se evidenciaba desde la niñez. La pregunta que subyace entonces es ¿Todos los que tienen superpoderes están emocionalmente preparados para ser héroes?
Pero no solo las historias se vuelven atrapantes. A medida que pasan los números los miembros del Paradigma van ganando interés y profundidad, dándonos sabiamente y en cuentagotas, datos claves de los mismos. Bette Noir parece una idiota en los primeros números, pero al rato se convierte en un mecanismo clave de la historia. Casi lo mismo ocurre con los gemelos Syclla y Charybdis. Tras la muerte de uno de ellos el otro cobra una importancia y poder envidiables. Este grupito de Outsiders, con los que cuesta identificarse forma un grupo tan variado como prometedor. Nadie parece estancado, ni la villana Encanta, hasta ella parece lista a dar el siguiente paso en su evolución. La chica se ganó mis respetos al ser la única del grupo de villanos capaz de sobrevivir el ataque del Plutoniano.
A cierta altura, nos vemos forzados a comenzar a leer Incorruptible, la serie que transcurre en el mismo universo que Irredimable. No es que este mal, de hecho complementa el panorama, te muestra la tragedia desde otra perspectiva, la visión desde abajo, sin tanto superhéroe. Pero huelo la trampa y me molesta. Es como que Waid sintió que "estos idiotas del Paradigma jamás vencerán al Plutoniano" entonces va y se saca de la galera a un villano, que en apariencia es el único con poder suficiente para hacerle frente y sobrevivir, y lo redime. Muy tramposo, muy tramposo.
En el Nº13 conocemos, al menos brevemente, a nuevos miembros de Paradigma, lo que era esperable porque al ritmo en que morían héroes se le iban a acabar rápido los peones.
Waid no se priva ni siquiera de mostrarnos verdadera tensión homosexual entre ciertos personajes, evidenciando a las claras que en esta serie todo tiene cabida. Un relato atrapante y adulto.
Tranquilamente puedes leer Irredemable sin tocar un solo nro de Incorruptible. Pero a partir del Nº13 toma los lápices del spin off un tal Marcio Takara que es francamente bueno. Su estilo recuerda a la mejor época del Batman Animated, una especie de Ty Templeton pero con un estilo más dinámico y moderno. Vale la pena ver su trabajo, aunque no deja de sorprenderme lo mucho que baja el nivel general de la obra la lectura de Incorruptible. Con Irredemable todo es adrenalina y emoción a full. Con Incorruptible notas como Waid quería meterle un poco más la mano en el bolsillo a los fans.
Escribió Modeus en su diario:"De todo los seres sintientes que he encontrado en mis años, solo Plutonian agita dentro de mí lo que yo entiendo que son dos emociones genuinas. El amor que sentía por él. Y el horror que sentí cuando me dijo que lo sabía." Increíble frase, la de este villano superlisto.
Los integrantes de El Paradigma no serán especialmente fuertes y poderosos, pero me gusta el aspecto que le dieron (no sé si Waid los diseñó o eso corrió completamente a cargo del dibujante), con trajes muy poco superheroicos, algunos incluso visten ropa de calle. Así deberían ser todos los diseños, simples y efectivos.
Siendo justos en la valoración, tras ciertos hechos denominados La Iniciativa Vespa la serie baja bastante su nivel, volviéndose más galáctica y menos opresiva. Se pierde por momentos ese miedo casi palpable de los primeros números. Se desdibuja un poco la atmósfera de terror y paranoia que teníamos estando en la Tierra, en la que la mínima mención del nombre “Plutoniano” podía ser suficiente para que el tipo te encontrase y matase.
La idea de un manicomio interestelar ubicado en el núcleo ardiente de una estrella es atractiva, pero la serie perdió fuelle al derivar ahora en un comic de ciencia ficción pura y estelar. En uno de los nros Waid explica, a través de Modeus,  uno por uno, como los poderes de Plutonian son de origen psíquico, no físicos como la mayoría creía, erróneamente.
Con Waid las sorpresas nunca se acaban. En el Nº 32 conocemos el verdadero Origen Secreto del Plutoniano, y no se acerca a nada de lo que uno podría especular. ¡Es único! Lo mismo ocurre en Incorruptible Nº25, el Origen de Max Damage, y el mejor episodio de este spin off.
Analizándolo bien, Qubit (otro de los miembros de El Paradigma) es muy Dr Who, no solo por su elegante vestimenta clásica y sus aparatitos, sino por todo eso de los portales a otras dimensiones y sus viajes por el cosmos.
Los últimos episodios transcurren con velocidad y no puedes abandonar la lectura aunque quieras. El caos en las calles se deja ver en Incorruptible, pero lo verdaderamente importante pasa en Irredemable.
En ningún momento me sentí defraudado con la lectura de Irredemable (con Incorruptible si me pasó). La pregunta inicial que me motivó a devorar los primeros nros, aquella de: ¿Qué fue lo que provocó que el mayor héroe de la Tierra se convirtiese en el peor asesino de la humanidad?, fue contestada sobradamente. Pero no voy a rebelarlo aquí. Eso hay que descubrirlo en primera persona.
Prefiero no explayarme demasiado por temor a arruinar las sorpresas. Solo diré que no imaginé cómo acabaría la obra, y el broche de oro que le dio Waid es notable y todo un homenaje al más grande de los héroes del noveno arte. ¡Qué gran final! ¡Chapeu Mr Waid!, eres un grande. Impensable cuáles son los supervivientes del Paradigma, jamás me imaginé que ellos serían los que quedarían en pie. Un  gran final para una serie súper digna y recomendable para todo el que ame el género superheroico, y busca algo refrescante.  Leyendo esta obra comprobamos con placer que aún quedan ideas que explotar.

Larga vida y...

STAR TREK BEYOND
Dirigida por Justin Lin
Reseña por Lucas
La explicación de porque me gusta  Star Trek es simple y compleja a la vez.  En primer lugar crecí leyendo comics de superhéroes, que llevan en los genes la ciencia ficción y claramente Star Trek era lo más parecido a un universo de comics que podías encontrar a mediados de los años 90. Me encantaba que la serie (películas y tv) armaran un tapiz gigante y en gran parte coherente (bueno en gran parte dije…) donde coexistían razas con su propia ideología, idioma y tecnología.
Era un universo donde tenías batallas espaciales, conceptos copados de ciencia ficción, drama, humor y filosofía todo en la misma bolsa.
Y me fascinaba que los personajes de una serie aparecieran en la otra o fueran referenciados, es decir el universo de Star Trek a mediados de los 90 tenía una mitología que rivalizaba con Marvel y DC.
Pero también era un universo optimista, si hay guerras sangrientas y muertes innecesarias pero el futuro de ST es uno en el que la humanidad se levanto de la tercer guerra mundial y salió a abrazar el cosmos … la revancha de los nerds diríamos porque los miembros de la Flota Estelar no son milicos sino astronautas, por eso la insignia del  Enterprise es una versión de la de la NASA.
Y la verdad que de pibe yo quería pertenecer a ese universo, quería estar en una de esas naves espaciales y surcar el cosmos.
Y esa sensación de querer pertenecer la volví a tener luego de ver “Beyond”, la que considero no solo la mejor de la nueva serie sino una de las mejores de toda la serie fílmica.
¿Tiene sus defectos? Los tiene, pero ya iremos a eso.
Empecemos por el principio:
Esta película marca el 50 aniversario de la serie, fecha en la que se estreno acá en Argentina, en USA la estrenaron en julio en pleno verano y tuvo que enfrentar varios tanques y no le fue muy bien.
El tema es que HOY es la serie oficial, hasta enero no tenemos serie de televisión así que le tocaba a JJ Abrams y su Bad Robot hacer frente al aniversario.
Pero también hay varios detalles detrás de cámara que son dignos de mencionar: en primer lugar la anterior película “Into the darkness” fue universalmente vapuleada por la crítica de fans y especializada.
Había que pegar un giro de timón, después Abrams si bien continuo como productor se paso de franquicia, convirtiéndose en el proceso en el primer Emperador Nerd de la historia porque hoy comanda tanto Star Wars como Star Trek, un logro que casi araña George Lucas ya que su compañía L&M fue la encargada de los fx de la  mayoría de las películas de ST.
Así que afuera Abrams y sus lucesitas led de la silla del director el honor cayó en Roberto Orcci, fan de la serie y guionista de las dos películas anteriores.
Pero el guión de Orci fue abucheado por los productores por ser “demasiado Star Trek” vaya a saber que quiere decir eso y Orci renunció al guion y a la dirección dejándole paso a Justin Lin que viene de la serie de “Rápido y furioso” y ahí fue cuando a los trekkers se nos lleno el culo de preguntas.
Pero el as en la manga de Bad Robot vino de de uno de los actores más queridos del nuevo elenco: Simon Pegg.
Pegg tuvo una relación con altibajos con los fans porque se declaro amante de Star Wars y mando a los fans a la mierda por las críticas a “Into the darkness”, pero en líneas generales es un tipo bastante querido y aceptado así que tomo el fierro caliente y se convirtió en el productor de facto de la serie con Abrams en un segundo plano (y con las manos en otra franquicia) y con Orci renunciado se hizo cargo del guión.
Muchos pusieron nuevamente el grito en el cielo porque Pegg es comediante pero se olvidaron de que el tipo ya ha coqueteado con la ciencia ficción con los guiones de la trilogía del cornetto junto con Edward Wright (que sonó fuerte para dirigir esta película) y con la película Paul.
A mi particularmente me gustaría mencionar “En el fin del mundo” que funciona como un perfecto capítulo de “La dimensión desconocida” aunque algo estirado eso sí.
Otro de los problemas que surgieron fue la demanda que la CBS le entablo a la productora independiente Axanar, que da para otro post.
Pero solo diré que los fans se pusieron del culo llamando a boicotear la película lo que hizo que Abrams y Justin Lin salieran a hablar con los productores de Axanar y mediaran para que levantaran la demanda.
Pero a los dos días CBS emitió un comunicado con un edicto para los fan films altamente restrictivo lo que puso a casi todo el mundo del culo de nuevo.Es en este panorama que se estreno la película con la internetosfera puteando a Paramount y CBS.
Y de pronto se hizo el milagro … las críticas de los fans y de los medios de comunicación comenzaron a ser positivas!!!
Y ahí llego yo con mi pochoclo y me encontré con una película muy compacta, con la tripulación haciendo frente a una situación muy complicada y saliendo triunfante no solo por suerte o spokus machina (como le dicen en internet a las apariciones de Nimoy en las películas anteriores) sino usando ESTRATEGIA!!!
Pero además es una película  muy bien estructurada dividiendo a los miembros de la tripulación para que todos tengan su lugar (más o menos) llevándose las palmas el dúo de Zachary Quinto y Karl Urban, que tienen las mejores escenas de la película.
Los diálogos son tridimensionales y los personajes que están varios años más viejos y experimentados que la última películas están constantemente replanteándose su presente y su futuro.
Por último antes de pasar a la data mencionare que al final hay un homenaje muy bien hecho a los actores originales que te hace lagrimear sobretodo porque varios ya están de gira.
Ahora vamos a lo que uds quieren la data fresquita fresquita:
1.- La tripulación esta en la mitad de su misión de cinco años, lo que me parecía genial;
2.- La película hace canon algo que estaba en el universo expandido: el platillo de las naves clase constitución puede separarse para maniobrar en caso de un aterrizaje forzoso. Obviamente que no es ni la primera vez que se destruye en pantalla la nave Enterprise ni la primera que se hace una maniobra parecida, pregúntenle a la los miembros de la nueva generación como perdieron el Enterprise D.
3.- En la primera del 2009 fue el viaje inaugural haciendo un paralelismo con el refitt de la Enterprise original en The Motion Picture, en la segunda tuvimos una especie de remake de “La ira de Khan” y en esta se destruye el Enterprise como “En busca de Spock” así que ya sabemos que la cuarta va a tratar de viajes en el tiempo (ya tienen a Thor abrochado como el padre de Kirk).
4.- La  NX-Franklin es posterior a la NX-Enterprise de Archer, algo que se referencia en la película incluso se mencionan la guerra con los Xindis (Segunda y tercera temporada de la serie Enterprise) y la guerra con los romulanos que lleva a la formación de la Federación.
5.- Los uniformes de los tripulantes de la Franklin son los mismos que los de la serie Enterprise, lo que me emociona la verdad.
6.- Por si no se dieron cuenta todavía la única serie que comparte esta línea temporal  ( Kelvin timeline) es la serie Enterprise, que ha sido referenciada en las dos películas anteriores pero esta es la primera donde de alguna manera se hace una conexión directa con dicha serie.
7.- En esta película se presenta el planeta artificial “Yorktown” un gran concepto. Ojalá se vuelva a ella en la próxima película y se use como manera de Terra-descentralizar la Federación por lo menos en esta línea temporal. Es la clase de cosa que por lo menos yo quiero ver.
8.- Al final de la película la Tripulación recibe otra nave rebautizada ENTERPRISE- A como en “The voyage home”.
9.- La vuelta de tuerca del final tiene reminiscencias a la películas “Insurrección” y no digo más”.
10.- No me termina de cerrar el hecho de que la Franklin estuviera abandonaba sin que nadie la hubiera descubierto … pero vean la película ustedes mismos.
11.-  Muchos notaron que el final es parecido al de Mars Attack y puede ser pero la película es tan entretenida que uno le perdona estas cosas.
Bueno vayan a verla y disfruten de ser posible en 3D y después me cuenta.
Larga vida y prosperidad!!!